¿Mensaje satánico? La verdadera historia detrás del polémico “Aserejé” de Las Ketchup

A inicios del 2022, una canción se quedó en la memoria de miles y empezó a apoderarse de las discotecas por su singular coreografía. El grupo musical Las Ketchup, conformado por tres mujeres españolas, dio un gran salto a la fama con “Aserejé”. Este tema no solo tuvo un gran éxito, sino que también se envolvió en una polémica por su ‘indescifrable’ significado que desencadenó en varias teorías conspirativas.

El pegajoso ritmo, que conquistó los oídos de los melómanos en el mundo, vendió más de ocho millones de copias y fue número uno en más de veinte países. Sin embargo, su confusa letra fue el verdadero foco de atención durante 15 años. Algunas hipótesis que rondaban en redes afirmaban que la letra estimulaba el consumo de drogas, y otros aseguraban que tenía un mensaje satánico.

Si bien la primera teoría cobró sentido con la interpretación que le dio el tuitero uruguayo @Kueaff, fue a mediados del 2017 que el verdadero significado se develó. En ese año, Manuel “Queco” Ruíz, uno de los autores de la canción, dio pistas del sentido de la letra, que nació en Córdoba e hizo bailar a todo el mundo.

Con más de 219 millones de reproducciones en YouTube, “Aserejé” sigue siendo el tema más exitoso de las españolas, quienes celebraron en los escenarios el aniversario número 20 de su canción.

Teorías en torno a “Aserejé” y otras frases
En México, unos educadores religiosos analizaron en tema y llegaron a la conclusión de que se trataba de un ‘rito satánico’. Tal como indicaban, “Aserejé” equivalía a la invitación “a ser hereje”. “Diego”, el personaje del que se hablaba, era el diablo, y la frase “Diego tiene chulería” significaba para ellos “Lucifer era un ángel hermoso”.

Sin embargo, esta teoría fue desacreditada por Pilar Muñoz, una de las integrantes del grupo. “Cuando nos enteramos de eso nos sorprendió bastante. Sabemos que hay gente que saca noticias o historias que no tienen que ver con la realidad y dicen cosas sin saber. Por supuesto que nuestra letra no tiene nada satánica”, indicó el diario argentino La Nación.

Con el tiempo, el usuario de Twitter @Kueaff se hizo popular en las redes por darle un significado no tan lejano a la realidad. Para él, Diego era una persona que estaba drogada. “Con la luna en las pupilas, y en su traje aguamarina van restos de contrabando”, indica una estrofa que respalda su análisis.

Este hombre, que se encontraba en una fiesta disfrutando del ambiente, tenía una relación amical con el DJ, así lo indica otra parte de la canción. “Y el DJ que lo conoce toca el himno de las 12, para Diego la canción más deseada”. Sin embargo, Diego no pudo pronunciar bien la letra.

¿Qué origen tiene la canción de Las Ketchup?
Durante una entrevista para el medio español Córdoba, el compositor Manuel “Queco” Ruíz indicó de dónde provenía la canción. “Surgió a partir de una parodia sobre el primer rap de la historia de The Sugarhill Gang y un juego con mis hijos. Después inventé a Diego, ese personaje al que le gustaba bailar esa canción a partir de las doce de la noche”.

Su revelación pasó desapercibida para miles y generó las tan populares teorías conspirativas. Pese a ello, Las Ketchup respaldaron lo mencionado en el 2017. Al escuchar la canción se puede comprobar que el coro es una mala pronunciación de Rapper’s Delight, del trío de hip hop estadounidense The Sugarhill Gang.

“I said a hip hop the hip. The hippie to the hip hip hoppa ya don’t stop. The rockin’ to the bang-bang boogie said up jumps the boogie”, señala el primer estribillo. Cuando uno balbucea esta estrofa, se canta el conocido “Aserejé” y no un ‘rito satánico’ como muchos creían.


Deja una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: